Alabanzas

LA ALABANZA


¿Qué es Alabanza?
No es difícil entender el concepto de la alabanza, pues es parte de la vida cotidiana. Se “alaba” a los hijos cuando agradan a los padres; se “alaba al trabajador por un trabajo bien hecho; y hasta se “alaba” a los perros cuando hacen bien los trucos. Con todo, la alabanza más excelente es la que se dirige a Dios. Y en ella es en la cual nos vamos a enfocar:

Veamos lo que la Biblia dice acerca del significado de alabanza:
1.    Alabar a Dios es HABLAR DE LAS CUALIDADES QUE LO DISTINGUEN,  DE SUS OBRAS Y TRIUNFOS.
•    “Y mi lengua hablará de tu justicia y de tu alabanza todo el día” Salmo 35:28
•    “Ofrezcan sacrificios de alabanza, y publiquen sus obras con júbilo”  Salmo 107:22
•    “La alabanza de Jehová proclamará mi boca; y todos bendigan Su Santo Nombre eternamente y para siempre”  Salmo 145:21
•    “Alabaré a Jehová con todo el corazón. En la compañía y congregación de los rectos” Salmo 111:1
•    “Y diréis en aquel día: Cantad a Jehová,  aclamad Su nombre,  haced célebres en los pueblos Sus obras, recordad que Su nombre es engrandecido. Cantad salmos al Señor, porque ha hecho cosas magníficas; sea sabido esto por toda la tierra. Regocíjate y canta, oh moradora de Sion, porque grande es en medio de ti el Santo de Israel” Isaías 12:4-6
•     “Después de haberles azotado mucho, los echaron en la cárcel, mandando al carcelero que los guardase con seguridad. El cual, recibido este mandato, lo metió en el calabozo de más adentro, y les aseguró los pies en el cepo. Pero a medianoche, orando Pablo y Silas, cantaban himnos a Dios, y los presos los oían” Hechos 16: 23-25

2.    Alabanza es DARLE VALOR, RECONOCIMIENTO Y GLORIA: 
“Tuya es, oh SEÑOR, la grandeza y el poder y la gloria y la victoria y la majestad, en verdad, todo lo que hay en los cielos y en la tierra; tuyo es el dominio, oh SEÑOR, y tú te exaltas como soberano sobre todo. De ti proceden la riqueza y el honor; tú reinas sobre todo y en tu mano están el poder y la fortaleza, y en tu mano está engrandecer y fortalecer a todos. Ahora pues, Dios nuestro, te damos gracias y alabamos tu glorioso nombre. Pero ¿quién soy yo y quién es mi pueblo para que podamos ofrecer tan generosamente todo esto? Porque de ti proceden to-das las cosas, y de lo recibido de tu mano te damos”.   1ª Crónicas 29:11-14  
“Exaltad al SEÑOR nuestro Dios, y postraos ante el estrado de sus pies; El es santo”. Salmo 99:5
“No a nosotros, SEÑOR, no a nosotros, sino a tu nombre da gloria, por tu misericordia, por tu fidelidad”. Salmo 115:1
“A nuestro Dios y Padre sea la gloria por los siglos de los siglos. Amén”. Filipenses 4:20
“¡Amén! La bendición, la gloria, la sabiduría, la acción de gracias, el honor, el poder y la fortale-za, sean a nuestro Dios por los siglos de los siglos. Amén”. Apocalipsis 7:12
3.    Alabanza también es AGRADECER:
“Aclamad con júbilo al SEÑOR, toda la tierra. Servid al SEÑOR con alegría; venid ante El con cánticos de júbilo. Sabed que El, el SEÑOR, es Dios; El nos hizo, y no nosotros a nosotros mismos;  pueblo suyo somos  y ovejas de su prado. Entrad por sus puertas con acción de gra-cias, y a sus atrios con alabanza. Dadle gracias, bendecid su nombre. Porque el SEÑOR es bueno; para siempre es su misericordia, y su fidelidad por todas las generaciones”. Salmo 100:1-5
“Entonces uno de ellos, al ver que había sido sanado, se volvió glorificando a Dios en alta voz”. Lucas 17:15.

Veamos algunas raíces hebreas que se traducen como ALABANZA y su significado:
YADAH: Una acción voluntaria que expresa dependencia absoluta en Dios, extendiendo los brazos y levantando las manos, alabando al Señor. 2 Cr.20:19; Salmo 63:4; 134:2; 1Timoteo 2:8.
TOWDAH: Levantar las manos con acción de gracias, presentar sacrificios de acción de gra-cias, no solo por todo lo recibido sino también por lo que se espera recibir. (Fe en acción) Jeremías 33:11.
HALAL: Celebrar con palabras, hablar entusiasmadamente de alguien o algo, presumir jactan-ciosamente. (Salmos 98:1; 106:1; 35:27; 2 Crónicas. 20:21.) El gozo interior debe expresarse exteriormente. La alabanza siempre es: extrovertida, audible y visible.
SHABACH: Expresión de Júbilo y Victoria. Expresiones en fuerte y alta voz, gritos de júbilo; (Salmo. 63:3; 47:1)
Cada vez que recuerdas y entiendes que es mayor el que está en ti que el que esta en el mun-do y gritas de júbilo, automáticamente le estas recordando al enemigo su derrota.
BARAK: Bendecir al Señor, como un acto de Adoración (Proskuneo). Postrado, arrodillado en la presencia de Dios. (Salmo 95:6; Nehemías  8:6)
ZAMAR: Hacer ritmo y música. Tocar con los dedos de las manos un instrumento musical. Hacer música con fuerza, con vigor, con entusiasmo, con sentimiento. (Salmo 57:9; 105:2; 108:3).
TEHILLAH: Es Alabar al Señor con un cántico nuevo, un canto no aprendido previamente de memoria. El énfasis principal del significado de esta palabra es darle libertad al espíritu para que exprese en voz audible, palabras de gratitud y de adoración. Estableciendo una relación intima y amorosa con el Señor. Salmo 22:3

LO QUE NO ES ALABANZA:
Un relleno
Un entretenimiento para esperar a los impuntuales
Un rito
Un Show
Una parte del programa dominical

LA ADORACIÓN

Las palabras principales de la Biblia traducidas “adoración” son: Saha en el hebreo y Proskuneo en el griego, ambas enfatizan el acto de postrarse en reverencia.  La palabra griega proskuneo, es una combinación de otras dos palabras griegas: Pros que significa “hacia” y kuneo que significa “besar”.  Proskuneo es la palabra que más frecuentemente se usa para referirse a la adoración y significa “acercarse para besar”
La adoración se trata de postrarse pero… ¿Ante quién? ¿A quién vamos a servir?
La Adoración en realidad se da cuando llegamos a conocer verdaderamente a Jesucristo y la obra de amor que Él ha hecho por nosotros; es entonces cuando tenemos tantas ganas de estar junto a él,  de sentir su amor, que surge la verdadera adoración que solo se dará cuando haya una verdadera relación (no religión) con Él.
Una de las mejores definiciones para Adoración la encontramos en Mateo 12:30
“Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente y con todas tus fuerzas”
Amar a Dios con todo lo que tenemos, eso es ADORACIÓN y si lo amamos verdaderamente con todo nuestro corazón, alma, mente y fuerza no solo afectará nuestros actos de adoración en la congregación o en privado, también transformará nuestras vidas y cambiará nuestra manera de vivir. 
La adoración es un estilo de vida, es una manera de vivir, de actuar y de andar de tal forma que Dios es enaltecido en todo momento, mientras que la alabanza es una expresión de esa manera de vivir.
El fruto de la adoración es una vida transformada, Romanos 12:2 “Y no os adaptéis a este mundo, sino transformaos mediante la renovación de vuestra mente, para que verifiquéis cuál es la voluntad de Dios: lo que es bueno, aceptable y perfecto”.  Una de las puertas principales que Dios usa para tocar nuestras vidas es a través de la adoración.  Nos transforma mientras nos ofrecemos a Él en la adoración.
¿Por qué nos exhorta Dios a adorarle? Fuimos creados para tener una relación con él y ninguna otra cosa nos satisfará. Es como ese puzle al que le falta una pieza con una forma particular y ninguna otra forma puede encajar a la perfección, sin esa pieza estamos incompletos y nadie tiene la forma de esa pieza sino Dios.  
Entender nuestra necesidad por la presencia de Dios nos dirige a este principio tan importante en la adoración.  Dios manifiesta su presencia cuando le adoramos.
Dios establece su trono en medio de un pueblo adorador.  El trono habla de su reino.  El viene a reinar en medio de la adoración.  Su reino se manifiesta y se extiende en nuestras vidas cuando le adoramos.
Algunos ejemplos:
1. En el antiguo testamento, Dios vino al lugar de adoración y dio a conocer Su presencia.  Llenó el tabernáculo y el templo de su gloria. (Éxodo 40:34-35 y 2ª. Crónicas 5:13-14)
2. En Isaías 6: 5-7 en medio de la adoración, Dios revela Su gloria a Isaías y el reino de Dios es extendido en la vida de Isaías a través del perdón y la misericordia que fluyen del trono de Dios.  También, Isaías es comisionado como profeta de Dios mientras él manifiesta su presencia en medio de la adoración.
3. En Hechos 4:23-31, después del arresto de Pedro y Juan, los creyentes levantan su voz en adoración y oración a Dios.  El resultado fue que se sacudió el lugar donde estaban, y fueron llenos del Espíritu y hablaron la Palabra de Dios son denuedo.
 4. Dios habló a los líderes de la iglesia en Antioquia acerca del llamado apostólico de Pablo en medio de la adoración.  (Hechos 13:2)
Por lo tanto podemos declarar que el medio para llenarnos continuamente con la presencia del Espíritu Santo es la adoración. Efesios 5:18-20.
ADORAR EN ESPIRITU Y VERDAD
Juan 4:19
Jesús señala que la adoración es una de las características particulares del pueblo de Dios, y que la verdadera adoración combina los elementos de espíritu y verdad.  En su conversación con la mujer samaritana en Juan 4, Jesús intenta hablarle acerca de la necesidad más profunda de su vida y mostrarse como la fuente de aguas vivas, en medio de esta conversación, la mujer pregunta a Jesús acerca de su opinión sobre un punto de controversia entre los judíos y los samaritanos.
También pregunta a Jesús acerca del lugar correcto para la adoración.  Jesús contesta enfatizando la manera en que debemos adorar.  El dónde de la adoración no es tan importante, la manera de adorar sí.  Jesús empieza por señalar la relación entre el conocimiento y la adoración.
El conocimiento es un ingrediente clave en la adoración.  Nuestra adoración debe ser fundamentada en su Palabra.  El conocimiento  y la adoración van de la mano.  La verdad y la adoración permanecen juntas. Necesitamos saber algo acerca del Dios que adoramos, y este conocimiento debe ser basado en la verdad, nuestra adoración debe estar fundamentada en la verdad de Dios, como las Escrituras lo revelan, y especialmente en la revelación de Dios que nos ha venido a través de Jesucristo.
Pero también es muy importante adorar en Espíritu. Adoración en el Espíritu es adoración bajo la influencia, guía e impresiones del Espíritu Santo.  No es solo una adoración mental o física sino espiritual, que surge de lo más profundo de nuestro ser.  La adoración en espíritu toma lugar cuando nuestro cuerpo expresa la adoración que viene de nuestro espíritu  Romanos 12:1
¿Qué significara adorar en verdad?
Es adoración que corresponde a la verdad de nuestra condición interior.  Los fariseos violaron este principio (Marcos 7:6-7).  La adoración no es algo simplemente exterior, como el movimiento de los labios ante Dios, nuestro corazón se acerca a él.  Cuando lo que hacemos en la adoración deja de ser una expresión de lo que realmente está  en nuestros corazones, deja de ser una adoración verdadera.

Es adoración que se enfoca en la persona y la obra de Jesucristo, quién es la verdad, es adoración fundamentada en la verdad de la escritura, a través de la cual Dios nos revela su naturaleza y carácter.  Es adoración fundamentada en el Espíritu.
La adoración es como un motor de dos cilindros que opera con una mezcla de Espíritu y Verdad.

Welcome to ladbrokes bonus codes information.